El hombre es el único bestia que cae en el mismo hueco más de una vez*

Siempre he pensado que la gente no cambia sino que aparenta hacerlo. En esencia, uno será por siempre lo que ha sido desde chiquito. El que fue un matoncito en el colegio, le quitaba la lonchera a sus compañeros y usaba todo tipo de artimañas para ver debajo de las faldas de las compañeras … lo seguirá haciendo toda su vida, a otros niveles, por supuesto. Hoy por ejemplo le quitará clientes a sus compañeros de trabajo, atemorizará a sus subalternos con la amenaza velada de que pierdan el trabajo, y se morboseará (o almorzará) las secretarias. La gente casi nunca cambia.

Pues exponiéndome a ser objeto de todo tipo de burlas** … reconozco que nunca dejaré de ser el mismo pendejo que confía en la buena fe de la gente. Y por eso el Sábado pasado volví a caer como un idiota ante un cuento reforzado. Siguiendo con la ola de denuncias, además.

En mi casa usamos gas propano, ese que viene en cilindros. El gas propano lo reparten en camiones y suelen llevar una campanita para anunciar su presencia en la zona. Esporádicamente timbran en las casas a preguntar si uno necesita gas. Primera cosa rara, porque ellos vienen sólo cuando uno los llama… pero pensando como ingeniero asumí que lo hacen ahora así para ahorrar en el costo de transporte … si están en la zona, aprovechar que ya están allá para hacer las entregas… suena lógico en mi cuadriculada cabeza.

Así sucedió este Sábado: timbraron. Recordaba que había un cilindro vacío por lo que les dije que sí, que lo cambiaran. Lo hicieron, y la segunda cosa rara pasó: el que lo instaló dijo que el segundo cilindro (el que estaba en uso) tenía un escape. Hace una innecesariamente estúpida demostración del escape usando un encendedor para que salga una llama y se vea que escape tan berraco. Algo le mueven para que salga, porque a todas luces no tiene lógica esa llamarada … ya se hubiera vaciado el cilindro hace rato si así fuera. Inmediatamente pensé que eso estaba muy raro, que me estaban tumbando y pregunte con tono irónico “¿y entonces que sugiere que hagamos?” … el tipo dijo “NO, eso es un peligro, eso es responsabilidad de la empresa … la empresa le dará uno lleno a cambio”. Buena respuesta, porque a uno se le enciende la codicia y piensa “ve, hasta salí ganando pues … me llenan el cilindro que está medio vacío, y encima gratis”. Y claro, uno lo autoriza, aún dudando de la veracidad del escape. Bueno, uno deja de dudar cuando cree en las intenciones nobles de llenar el cilindro gratis. Tan queridos ola, ¿quieren gaseosita?***.

Entonces instalan el segundo cilindro****.

Cobraron, me dieron las vueltas y me dieron la espalda. Inmediatamente otra alarma se disparó: “este tipo no me dio factura”. Ya estaba 5 metros adelante y me dije: “OK, como se ha vuelto de informal esto hoy en día” … pero por otro lado pensaba: “esto está aún más raro”.

Los que vinieron me eran familiares, fue otra cosa que me dio confianza. La puerta donde se mete el gas tiene su mañita, el que la puso lo hizo más rápido que yo … y cuando yo le pregunté el me dijo que “el señor siempre me da las llaves y yo ya la sé poner” …. luego eso me hizo asumir que eran viejos conocidos. Igual, sus caras me eran familiares.

Sin embargo tenía la espinita de que algo no iba bien. Abrí la puerta, levanté los cilindros … y 100 libras my ass!!! Esos cilindros están prácticamente vacíos. Ambos. ¡¡¡ME ROBARON EL GAS!!!

Si, así como lo oyen leen. Ya en este país del sagrado corazón no sólo se roban las tapas de las alcantarillas, los postes de la luz y los cables del teléfono … también se roban gases inertes!!! No demoran en robarse las aguas negras pues.

Salí casi de inmediato en su búsqueda con Enriqueta … sin fortuna. Ya puse el denuncio*****, ya le hice una cartica lo más bonita a la empresa COLGAS, a ver si de algo sirve … ya les contaré. Por supuesto que no tengo muchas esperanzas, la pérdida material no fue muy grande (es más grande la pérdida de autoestima, yo creo)… y este post lo hago, principalmente impulsado por mi espíritu anacupresco de prevenirlo a usted de que estas vainas pasan por acá … para que a usted no le pase lo msimo que a mí.
*Eso es mentira: el hombre no es el único. He visto perros ser machucados por la misma puerta más de una vez. Y hasta los gatos, aunque sea en mucha menor proporción que los anteriores.
** El post lo hago impulsado por mi espíritu anacupro, para que a usted o a un conocido suyo no le pase lo mismo … aún exponiendome a que me la monten. Me haría feliz saber que a alguien no le pasó lo mismo porque me atreví a contar la historia, de la que bien librado, lo que se dice bien librado … no salgo.
*** eso es lo que los antiguos chinos llamaban exagerar. Tampoco soy tan bola ola.
****Para dejar atrás toda duda ambos cilindros tenían el sello termoencogible que le ponen en las empresas garantizando que están llenos con la carga que es. Por cierto, los uniformes de los empleados, el camión y los sellos son de la empresa COLGÁS.
Sin embargo son muy vivos y parquean dos casas adelante de la de uno. Asumo que es para que uno no vea las placas, o que el camión es “bamba”.
***** Sonará pendejo pero es que si uno no denuncia las autoridades¨ nunca podrán hacer nada al respecto y estos cretinos seguirán viviendo miserablemente, como ratas …. engañando la gente. Me cuesta trabajo entender como una persona puede vivir así, a punta de chichiguas que roba a la gente. Creo que eso es la definición de “miserable”. Y a la empresa los alerto porque quien quita que los tipos no sean piratas sino empleados de allá, y si nadie les dice pues nunca se darán cuenta. En la carta digo que si quieren miro fotos (como en las series de TV policial) y los identifico. Lo de los sellos indica que hay complicidad interna. La denuncia también sirve para que me tomen en serio y por si es con la bendición de la misma empresa que lo hacen, -cosa que dudo-.
Ah, y otra razón para el post es que si por alguna casualidad llegan más víctimas del mismo fraude los puedo convencer de que pongan el denuncio, y que si por alguna casualidad algún día caen en manos de la policía podamos ponernos en contacto, unir varias denuncias y … que se haga eso que tanto clamamos: justicia. Que no se hace porque tenemos unas autoridades indiferentes, al igual que los ciudadanos que no denunciamos y “dejamos así”.
¨Y dele con seguir creyendo con que a los autoridades les importa.